23.JUN Viernes, 2017
Lima
Última actualización 05:20 pm
Clasificados

LA PORTADA DE HOY

Toma la posta

Compartir:
Opinión

“Aunque falta aún conocer bajo qué acuerdos Kuntur Wasi aceptó resolver el contrato, es momento de buscar consensos y trabajar con responsabilidad sobre lo aprendido”.

Ya es hora de que este permanente dolor de cabeza llamado Chinchero llegue a su fin. Se ha prolongado más allá de lo que cualquier crisis política debería durar y el daño que genera esta confrontación está siendo demasiado alto. Chinchero no solo se ha cobrado un ministro, otro podría estar en camino, mientras el país asiste al desgaste y pérdida de credibilidad de importantes instituciones del país.

Se sabe de sobra que los reflejos no fueron lo suficientemente diestros para advertir lo que se venía. Que, pese a lo evidente, se insistió una y muchas veces más. Ahora queda hacer el punto de quiebre y avanzar, sin dejar de mirar lo que al paso de las balas salió a la luz.

El contralor de la República debe renunciar a su cargo. Ojalá, algún día, las investigaciones que se han iniciado nos aclaren si detrás de sus inversiones familiares hubo o no delito. En medio de tantas denuncias con decibeles altos se puede perder objetividad, de lo que no cabe duda, sin embargo, es que esas operaciones eran incompatibles con el puesto que ostentaba y su puesto exige ser intachable.

Tras el diálogo escuchado en el MEF, Alfredo Thorne debería, también, dar un paso al costado. Si algo enseñó el caso Vizcarra, es que hay decisiones que no se pueden aplazar o el costo será mayor. Lo mismo con algunos tecnócratas que no levantaron voz cuando advirtieron el estropicio que el humalismo les dejaba en Chinchero y apostaron por una adenda que, para un 81% de la población, tenía corrupción en ella.

Aunque falta aún conocer bajo qué acuerdos Kuntur Wasi aceptó resolver el contrato, es momento de buscar consensos y trabajar con responsabilidad sobre lo aprendido. Las revelaciones de Odebrecht nos golpearon. Cuidado que la paciencia se agota.


Si te interesó lo que acabas de leer, recuerda que puedes seguir nuestras últimas publicaciones por Facebook, Twitter y puedes suscribirte aquí a nuestro newsletter.