22.SEP Martes, 2020
Lima
Última actualización 08:39 pm
Clasificados
Opinión

Polémico en la campaña y en la transición hasta asumir la presidencia el 20 de enero. Por la tendencia y lo que se ha visto, será polémico también durante su mandato.

Desde el primer día, Trump empezó ejecutando, ante la incredulidad y sorpresa de algunos, las medidas que anunció en la campaña: el muro en la frontera mexicana (pagado con un impuesto a las remesas o mayores aranceles), el retiro de EE.UU. del TPP y el redireccionamiento de la inversión automotriz en México hacia Michigan y EE.UU.

El Obamacare está en riesgo de cancelación o de reforma sustantiva. En su discurso de apertura, indicó que acabará con el terrorismo internacional, ambicioso proyecto que requiere apoyo de otras naciones. Ha establecido la restricción al ingreso de ciudadanos de siete países (veto migratorio), medida criticada por algunos estados –discutida judicialmente– y por grandes empresas de tecnología, por las propuestas discriminatorias y antiinmigracionistas.

Ordenó la construcción de un polémico oleoducto que tendría impactos ambientales y pasa por tierras nativas americanas, con una inversión de US$90,000 millones, mientras el muro costará otros US$15,000 millones.

La relación con Europa está afectada, y está dividida por sus declaraciones con relación a la OTAN, la posición ante inmigrantes ilegales, la promoción del Brexit y el separatismo británico. Recibió una respuesta de Hollande –“UE no necesita consejos externos”– y Merkel –“nosotros decidiremos sobre nuestros desafios”–. Con la UE hay aspectos comunes, como la lucha contra el terrorismo internacional, pero también fisuras. Europa tendrá tres elecciones importantes este año: Francia, Alemania y Holanda.

A nivel político inquieta la relación con Rusia. Putin lo apoyó en la campaña; para algunos Rusia es una amenaza, pero para Trump un aliado. Putin sabe lo que quiere y tiene su propia agenda. Con China, el tema es político y comercial por su creciente poderío e influencia en el mundo de hoy.

Trump, cuya popularidad está afectada, ha abierto muchos frentes en simultáneo en el ámbito local e internacional y esto podría terminar pasándole la factura.


Si te interesó lo que acabas de leer, recuerda que puedes seguir nuestras últimas publicaciones por Facebook, Twitter y puedes suscribirte aquí a nuestro newsletter.